"La humanidad no encontrará la paz hasta que no vuelva con confianza a mi Misericordia" (Jesús a Sor Faustina)

sábado, 14 de diciembre de 2013

¿Por qué la "Terapia Constelaciones Familiares" es incompatible con la fe católica y además es un fraude?

Constelaciones familiares de Bert Hellinger.

 Muchas personas acuden a esta "terapia" creyendo que es alguna técnica profesional de psicología o psiquiatría pero en realidad es una práctica sin bases científicas y pertenece a la Nueva Era.

Se realizó una búsqueda de publicaciones científicas y no se encontró que tuviera evidencias clínicas.

"En esta revisión sistemática no encontramos estudios clínicos publicados que aporten el nivel de evidencia suficientemente confiable para considerar la TCF (Terapia Constelaciones Familiares) como una psicoterapia de efectividad comprobada. Sólo se cuentan con 25 casos reportados por el creador de esta modalidad terapéutica sin la descripción metodológica de por qué se considera esta muestra como significativa. 

La falta de evidencia clínica y la pobre disponibilidad de referencias bibliográficas (nótese que de 330 libros, el 90% citan los trabajos de un mismo autor) más allá de los cuatro libros de Bert Hellinger nos impiden considerar la TCF como una psicoterapia de corte clínico. 

Basados en estos hallazgos, no se recomendaría hacer uso de la TCF por ningún motivo dentro del entorno de la asistencia sanitaria. La TCF no pertenece a la Psicología Clínica. La TCF no debe ser confundida por el el término sistémico “constelación familiar” la cual sí es utilizada comúnmente dentro del campo de la clínica de terapia familiar y de pareja. Todo paciente que acuda a TCF debe ser advertido por su practicante que la TCF no tiene eficacia clínica comprobada. 

Esta revisión sistemática deberá ser replicada por psicólogos germano-parlantes, ya que el origen Alemán del autor citado puede haber sesgado y reducido el número de publicaciones disponibles."1



  "Este método  "conduce a "movimientos del espíritu" o "del alma": tanto la noción misma como el hecho de reconocer que no sabe cómo funciona y que lo incorpora por la vivencia de experiencias subjetivas, lo alejan casi definitivamente del mundo de la psiquiatría.

Desde instancias profesionales comienzan las declaraciones calificando su método de no contrastado y no fiable, y hasta una criatura suya como el International Systemic Constallations Association termina por desmarcarse de él.

En sus declaraciones más recientes ya añade "espirituales" a "constelaciones familiares", y se refiere a Dios, sólo que identificado con una fuerza cósmica al modo oriental y no al Dios personal de las religiones monoteístas."2

Esta es la opinión del experto de Catholic.net en sectas y asociaciones secretas de Catholic.net: Roberto A. Federigo

Las “Constelaciones Familiares” son parte de una neoterapia de efectividad no comprobada.

Esta seudo psicoterapia es una supuesta “solución sistemática” creada por Bert Hellinger. 
Este método funciona en 25 países y es llevado adelante por distintos profesionales que lo aplican en conjuntos familiares.

En su sistema hallamos métodos y teorías poco cercanas a las del psicoanálisis como considerar que “más allá de la edad que tengamos, cada uno de nosotros es un niño, y lo que ese niño anhela por encima de todo es encontrar armonía dentro de la familia”. 

Este condicionamiento es contraproducente en algunos tipos de psicopatías como en el caso de regresiones por deterioro mental, fatiga psíquica o frustraciones y fracasos.

El individuo atraviesa cuatro etapas, en su niñez, que marcarán el desarrollo de su personalidad. Para el adulto, el hecho de permanecer a cualquier etapa del desarrollo temprano, representa inmadurez emocional.

Además, afirman sus “profesionales”, que “las constelaciones familiares ofrecen a los participantes la oportunidad de liberarse de las obligaciones inconscientes que se van transmitiendo de generación en generación, iniciando así un proceso de profunda sanación”.

Algo incompatible con el tratamiento “subjetivo” y de desarrollo de la personalidad del paciente, ya que el paciente es cargado con “pesadas herencias” a modo de “maldición” y haciendo sentir a la víctima aún más culpas. 

Se unen tres técnicas de interpretación de significaciones, de práctica terapéutica y de teoría que da cuenta de esta técnica, fundando su legitimidad. 

Eso y mucho más, es un sistema nuevaerista de supuesta autoayuda que mezcla terapias psicológicas de condicionamiento conductual con meditación, energías y otras pseudociencias.

Si todo culminaría aquí, no pasaría de ser una nueva técnica experimental, no obstante su similitud con algunas prácticas utilizadas por la secta de la cienciología resaltan a la vista.

Finalmente podemos reafirmar que “constelaciones familiares” se trata de un grupo con conducta sectaria del movimiento nueva era.

El resumen que publico a continuación es sobre los datos de una de sus “profesionales”: 
Vedanta Suravi
Psicoterapeuta con más de 14 años de experiencia internacional, que ha vivido y trabajado en India, Argentina, EE.UU. e Inglaterra. Se formó en Constelaciones Familiares con Bert Hellinger. Entrenada y diplomada por el Dr. Bertold Ulsamer, (Director del Instituto Hellinger en Friburgo, Alemania) y por Rakasa Lucero en España. Igualmente, está formada en Terapia Gestalt, P.N.L, Psicología Transpersonal y Regresiones. 

En 1979 conoció a Osho y a partir de entonces se entrenó en varios métodos de Meditaciones Terapéuticas, Masajes, Channelling (canalización) y muy variados métodos de transformación de las energías humanas.  Recientemente completó el Curso Avanzado de Constelaciones Familiares para Terapeutas con Svagito Liebermeister, en la Osho International Multiversity de Puna, India.
Osho es el líder de una organización sectaria dedicada al yoga tántrico.

Conclusión:

Sin duda heredamos muchas cosas de nuestros padres. No solo la apariencia física sino también en lo psicológico y espiritual. Sin embargo, cada persona, aunque se parezca a otros de su familia, tiene también diferencias. Cada ser humano es único.

Tener influencias de familia no significa que estemos encadenados al pasado. 

Dios nos ha dado libertad para luchar y mejorar. Solos no podemos lograr la liberación del alma. Es por eso que Cristo vino a romper las cadenas del pecado y hacernos hombres nuevos. El lo hará si cooperamos con su gracia. Esa liberación incluye las influencias negativas familiares. El proceso de cambio puede ser rápido o despacio, pero con la gracia y el esfuerzo personal todos podemos poner a muerte las malas tendencias y crecer en virtud. La Iglesia Católica siempre ha sostenido esta enseñanza." 3


1) Aquí un estudio más a fondo sobre esto.
El estudio ha sido realizado por Julio de la Vega-Hazas, sacerdote español del Opus Dei, doctor en Teología y licenciado en Derecho, miembro de la Red Iberoamericana de Estudio de las Sectas (RIES), y autor del libro "El complejo mundo de las sectas" (Grafite, Bilbao, 2000).


ROBERTO PONCE

Constelaciones familiares de Bert Hellinger.
MÉXICO, D.F. (apro).- Visita nuestro país el patriarca fundador del método curativo “Constelaciones Familiares”, Bert Hellinger (Alemania, 1925), “figura clave para el mundo psicoterapéutico y filosófico actual”, según sus fieles seguidores, quienes promueven su candidatura al Nobel de la Paz “por su labor al servicio de la vida y de la reconciliación intergeneracional”.
A sus 86 años de edad, el infatigable Bert (apócope de Suitbert) vendrá acompañado de su joven esposa Sophie para ofrecer tres talleres, cuyo costo por inscripción ronda los 6 mil 800 pesos cada uno (ver sitio Centro Universitario Dr. Emilio Cárdenas en internet, dirección en red www.domus.cudec.edu.mx).
Entrevistado por Humberto del Pozo en Santiago de Chile hace 12 años, el polémico terapeuta bávaro definió su sistema así:
“Realizar una ‘Constelación Familiar’ quiere decir que en un grupo de gente hay una persona quien selecciona a aquellos que van a representar a los miembros de su propia familia, incluyendo a alguien que hará el papel de ella misma, y los colocará en un lugar unos junto con otros de acuerdo a su propia intuición. Tan pronto como las personas van ocupando su sitio se sienten como si fuesen esas gentes a quienes representarán sin conocer. Eso es lo que significa una ‘Constelación Familiar’, lograr un retrato verdadero de lo que sucede en una familia.”
Será su segunda visita a México en lo que va del año, ahora para impartir talleres: “Nuevos caminos que sanan. La salud en nuestras manos”, del 30 de septiembre al 2 de octubre en el Teatro Galerías de Zapopan, Jalisco; “Amor, abundancia y éxito. Management Sistémico”, del 7 al 9 de octubre en Teatro Centenario de Tlalnepantla, Estado de México, y “En sintonía con la sabiduría de la Tierra. La mirada del nagual”, del 14 al 16 del mismo mes en Hotel Radisson Pedregal, al sur de la Ciudad de México.
Los promotores Corpo Alma Terapéutica destacan:
“Constelaciones Familiares nace a principio de los 80’s y desde entonces a la fecha ha recorrido un largo camino. Largo porque ha llegado a muchos países y tan sólo por su creador se han publicado alrededor de 100 libros, traducidos a 30 idiomas. Corto, porque en tan poco tiempo ha salido del ámbito de la psicoterapia y es utilizada por muchas profesiones de diferentes campos sociales. El ámbito empresarial también ha sido tocado por las Constelaciones Familiares. El trabajo se realiza ya sea en grupos o de manera individual, en pareja, familias, escuelas, empresas.
“Constelaciones Familiares encuentra la solución en la reconciliación de la dualidad, a través de Los Órdenes del Amor: pertenencia/vínculo, equilibrio entre dar y tomar, y orden jerárquico. Cuando se regresa al orden, el amor puede fluir nuevamente.”
Desglosa el documento que “en una Constelación entramos en el campo de conocimiento de una familia, lo que Rupert Sheldrake llama campo morfogenético, donde están las experiencias del sistema familiar”. Si en algún momento “alguno de los órdenes no se respetó o se alteró, se crea un embrollo sistémico que tiene su repercusión en las siguientes generaciones”. Dicho “embrollo” lleva en sí mismo la posibilidad de encontrar su camino de sanación “pues tiene una intención amorosa, que por existir dolor en la experiencia, no la podemos ver y mucho menos integrar”.
Y finalmente:
“Constelaciones Familiares nos revela el profundo amor que existe en estas experiencias y nos lleva de la mano a un camino de reconciliación y unidad que perdura también hacia las nuevas generaciones (http://www.corpoalma.org y e-mail: relacionespublicas@corpoalma.org).”

Sin embargo, no pueden pasarse por alto las suspicacias con que Wikipedia trata a su biografiado:
“No tiene licencia para hacer psicoterapia en Alemania. En 1973, dejó su país por segunda vez y viajó a los EE. UU para seguir la formación de Arthur Janov, en California, (creador de la terapia primal en base a gritos y llanto que John Lennon y Yoko Ono tomaron juntos por entonces). Llegando a la edad de 70, no había documentado ni sus ideas ni su acercamiento, tampoco había entrenado a estudiantes para continuar sus métodos, así que aceptó que el psiquiatra alemán Gunthard Weber corrigiera una serie de transcripciones para su taller. Weber publicó aquel libro en 1993, bajo el título Zweierlei Glück (Fortuna caprichosa) que rápidamente se convirtió en un best-seller nacional, vendiendo 200 mil copias. Durante los siguientes 15 años, escribió 30 libros. Hellinger viajó extensamente…Tuvo mucho éxito con sus demostraciones de ‘Constelaciones Familiares’…”.

Pero también fue excluido y criticado por varias asociaciones profesionales como la DGSF (http: //www.dgsf.org/themen/berufspolitik/hellinger.htm) y, entre otras, una agencia que se ocupa de psicosectas en Alemania (http://www.agpf.de/Hellinger.htm).

“Hellinger se distanció de algunos colegas críticos de su comportamiento idiosincrático, así como por sus declaraciones generales que reducían cuestiones complejas a causas primordiales simples, o por su manera de tratar clientes a los que en ocasiones se dirigía en un tono cáustico y autoritario.
“También se ha atacado a Hellinger por sus comentarios sobre Hitler, el Holocausto, el incesto, el abuso a chicos y la homosexualidad. Muchos se separaron del método que él fundó. Otros más, a veces sin suficiente preparación profesional, siguieron su asociación, integrando otras versiones en sus propias prácticas. Hellinger y su segunda esposa, Maria Sophie Hellinger, dirigen el Instituto Hellinger.

Wikipedia culmina advirtiendo que “existe una literatura crítica sobre Hellinger y sus prácticas en alemán ampliamente ignorada en el mundo hispanohablante”.

Terapia controversial
A continuación, se traducen fragmentos del extenso estudio crítico de Herman Nimis Bert Hellinger’s Controversial Therapy, publicado en septiembre de 2005 por el sitio holandés antifascista Alert!, (http://www.xs4all.nl~afa/alert/engels/hellinger_e.html).
* * *
Las llamadas Constelaciones Sistémicas de Bert Hellinger (BH), que él conduce como terapia para problemas familiares y organizaciones, son ofrecidas actualmente en más de 25 países alrededor del mundo; siendo especialmente populares en círculos esotéricos y New Age.
Más de medio millón de sus libros y videos basados en este tipo de terapia, que supuestamente constituye una revolución en los campos psicoterapéuticos, se han vendido.
De un par de años a la fecha, las ideas reaccionarias del propio BH han sido blanco de severos ataques en su Alemania natal, si bien la crítica es casi inexistente en otros países. Los críticos alemanes no sólo apuntan que él intenta retrasar los relojes en los avances de la sociedad contemporánea varias décadas e, incluso, siglos; sino que él suele adoptar una actitud humillante para con aquellos que se acercan en pos de su ayuda. Lo peor es que manifiesta simpatía y compasión por dictaduras, como la de Adolfo Hitler y su movimiento nacional-socialista.
BH proclama que era inútil dar apoyo a los luchadores de la resistencia contra el nacional-socialismo –o cualquier otro gobierno dictatorial, como el régimen de Augusto Pinochet en Chile–, porque además de ser algo erróneo, se trata de un acto inflado de egolatría y de autoderrotismo.
El año pasado, la admiración de Hellinger por Hitler culminó cuando él y su mucho más joven esposa, una sanadora psíquica de nombre Maria Sophie Erdödy se mudaron a Kleine Reichskanzlei, villa que alguna vez fue propiedad del Führer en Berchtesgaden, cerca de la frontera con Austria. Hellinger aseguró que durante su búsqueda por una vivienda en aquella región, por mera casualidad un agente de bienes raíces le ofreció la villa. Hitler había escogido este sitio por contar con una mina de sal cercana en los alrededores del Obersalzber, una de las regiones principales de Europa conocida por las supuestas energías místicas que emanan allí.
Sus críticos asumen que Hellinger igualmente cree en aquellos poderes. De todos modos, las múltiples reacciones por parte de los ciudadanos locales y de la prensa lo obligarían, medio año más tarde, a mudarse hacia la vecina Villa Askania… En el libro intitulado Gottesgedanken (Divinas reflexiones), que apareció por aquel tiempo, contiene lo que sería casi una oda lírica al Führer.
Hitler: Algunas personas consideran que tú eres inhumano, como si nadie jamás hubiese merecido tal calificativo. Veo en ti lo mismo que veo en mí mismo, es decir, a un ser humano con padre y madre, y con un destino extraordinario.
¿Acaso así te vuelves más grandioso o más pequeño? ¿Eres mejor o peor? Porque si tú eres más pequeño, entonces yo también lo soy. Si tú eres mejor o peor, entonces eso soy yo…
¿Me es permitido amarte, entonces? Así, no puedo sentir lástima por ti pues tu ascenso y tu caída poseen su origen en una misma causa que es la mía. Yo la venero en ti de igual manera que en mí mismo, y me rindo ante todo lo que ella trajo para mí, cual de la misma forma ella lo haya traído para cualquier otro ser humano.

Patriarcado por doquier
En los últimos cuatro años, las controvertidas ideas de Bert Hellinger (BH) lo han enfrentado a muchas críticas en los países de lengua alemana, y esto se ha generalizado gradualmente en los Países Bajos.
Sus críticos reportan que los dizque practicantes de BH, –a diferencia de los psicoterapeutas convencionales–, en general carecen de un entrenamiento sólido y, consecuentemente, sus terapias demuestran un punto de arranque bastante amateur. Las entrevistas consisten meramente en unas cuantas frases sueltas, a las cuales rara vez se les da algún seguimiento.
A esto se añade que en sus terapias despliega un acercamiento autoritario que revierte a estándares de una moral extremadamente anticuada, dejando a sus clientes casi sin opciones de libertad. Un padre es considerado la cabeza, principal e irrefutable, y su esposa e hijos siempre se hallan bajo su dominio, pues en cualesquiera circunstancias deberán ser sumisos y obedientes a la voluntad paterna, en tanto que el primogénito estará por encima de los hijos más jóvenes. Las Constelaciones Familiares tienden a concluir que la esposa ha sido desobediente a su marido y que ella será quien, de hecho, ha causado el problema en su familia.
Resulta obvio que para los círculos feministas, su doctrina no les provoca ninguna gracia. En cuanto a la homosexualidad, apunta que un homosexual en una familia es visto como desarraigado y deberá sufrir un cruel destino. Orgullosamente, BH ha proclamado que curó de dicha “enfermedad” cuando menos a una sola persona, misma que –tras participar en una Constelación Familiar– contrajo matrimonio a los pocos meses, y ahora es feliz padre de un vástago.

Por arte de Hellinger
Supongamos que usted padece de una congoja muy difícil o tiene severos problemas mentales por la situación en el seno de su familia o debido a cierta relación amorosa.
Si no le ha funcionado ningún tratamiento psicoterapéutico común y resulta que usted acude al suyo, pues ha oído hablar de BH y las Constelaciones Familiares; a través de éstas sus problemas supuestamente quedarán resueltos en media hora, si no es que menos, por el pago de unos 300 euros.
Durante las sesiones, un practicante –quien no necesariamente ha sido reconocido por el Instituto Internacional Bert Hellinger– va a escoger, en acuerdo conjunto con el paciente, a un representante de cada uno de los miembros de su familia de entre algunas personas de entre el ansioso público. Aquellos representantes escenifican un pequeño juego de roles, donde algo milagroso pareciera ocurrir: en un período muy corto va a emerger una “solución” que supuestamente acabará con todas las intrigas mutuas y cualquiera de los disturbios emocionales.
En ocasiones, las terapias de BH han demostrado tener consecuencias funestas. Hacia 1997, una mujer se suicidio tras tomar parte en una Constelación Familiar, en Leipzig. Padecía serias depresiones y otros problemas relacionados, y anhelaba hallar una solución a través de la terapia de BH, quien hizo un comentario evasivo al respecto:
“No se me ocurrió que ella fuese una suicida. Solamente la vi durante tres minutos.”
Una clínica siquiátrica de Bad Schussemried, ciudad al sur de Alemania, tuvo que tratar a varios pacientes que se volvieron psicóticos después de participar en las Constelaciones Familiares BH. Los practicantes empleaban métodos demasiado poco profesionales y obviamente eran incapaces de resolver los problemas que atendían.
Los métodos controvertidos que el propio BH ha creado incluyen una terapia del incesto. Desde su perspectiva, un padre que ha abusado sexualmente de su hija en la infancia no debería ser considerado como responsable de tal hecho. La verdadera agresora sería la madre, cuyo rechazo reiterado a los intentos de su esposo por consumar el coito habría provocado que en su lugar, el padre hiciera uso de la hija. Una joven bien puede experimentar los acosos del padre como una aventura excitante y hasta placentera.
Años de traumas horrendos y de victimización son negados completamente, y durante las Constelaciones Familiares aquellos problemas se “resuelven” por medio del siguiente ritual: el practicante ordena que la hija representativa se hinque frente al padre representativo (frecuentemente en público) y entonces se le pide a ella que diga:
“Gracias, papá. Estoy muy agradecida por haber podido hacer esto para ti.”
BH cree que el balance de una familia disfuncional quedará restaurado de esa manera; pero sus críticos señalan que dicha “terapia” es extremadamente humillante para la víctima y que de ninguna forma contribuye a la solución de tan grave problema.
La escritora Elisabeth Reutter, quien sufrió en su juventud abuso sexual por el padre, escribe en su libro autobiográfico Gehirnwäsche (“Lavado de cerebro”) que BH y su terapia del incesto prácticamente le arrebataron los últimos reductos de dignidad humana que ella poseía.
Mientras tanto, expresiones pretenciosas como “constelaciones sistémicas para organizaciones” sirven de introducción a las terapias de HB a gran escala dirigidas para empresas e instituciones. Ejecutivos y hombres de negocios en general se consideran adecuados para la terapia, con el fin de sortear las incertidumbres financieras del presente.
A menudo ellos nada saben sobre auténticas metodologías científicas y, desgraciadamente, son blanco de pseudo terapias con proclamas harto deslumbrantes y quedan avasallados por la terminología utilizada en los escenarios de BH, como por ejemplo: “rangos sistémicos”, “campos morfogenéticos”, “resonancia” y “teoría del caos”.
Las críticas públicas a las doctrinas de Hellinger culminaron en un primer caso el 19 de abril de 2004, cuando el prestigioso canal televisivo nacional Den Erste, de Alemania, presentó un amplio y muy demoledor reportaje acerca de BH intitulado Das Geschaft mit der Seele (Mercadeo con almas).
En dicho documental, una expaciente reportó haber padecido intensamente por un tratamiento terapéutico de BH. Reinhard Bauss, hasta entonces miembro insignificante del séquito de practicantes, hizo un osado intento de clavar su espina dentro del corazón del círculo, al declarar en la publicación periódica de Hellinger Praxis der Systemaufstellungen que algunas de las Constelaciones Familiares eran demenciales y no equivalían a ninguna terapia regular para nada. Además, otro miembro distinguido y amigo personal de BH, Arist von Schlippe, rompió entonces completamente con él.
Dos meses después fue redactada la agenda Postdamer Erklärung (Declaración de Postdame), también iniciada por Von Schlippe. Para esta declaración, más de 150 terapeutas amigos anunciaron oficialmente su rechazo a todas las enseñanzas y doctrinas de BH.
En diversas entrevistas y durante las Constelaciones Familiares, BH ha expresado varios comentarios antisemitas. Cierta ocasión, él mandó a una mujer de origen judío que tenía problemas con su marido a que se disculpara con el esposo, diciéndole: “Estoy muy contenta de que te hayas casado conmigo, a pesar de que yo sea judía.”
Y en su libro Mit der Seele gehen (Conversando con el alma), cita a un maestro hebreo que abandonó su fe, así:
“Hasta que todos los judíos y cada una de las judías hayan recordado en sus oraciones a Adolfo Hitler, será entonces cuando la gente del pueblo judaico entrará verdaderamente en sintonía consigo misma. Europa nunca hubiera alcanzado el alto nivel que tiene hoy día, de no haber ocurrido el nacional-socialismo.”
No cabe duda que Bert Hellinger guarda similitudes con el nuevo papa Joseph Ratzinger: su edad, su fe, su región de origen (Bavaria) y algunas de sus conductas conservadoras, si bien Benedicto XVI demostró una vehemente oposición al antisemitismo durante su visita a Colonia, en agosto del 2005.
En tal estado actual de cosas, hay muestras innegables de que la terapia de Hellinger concluirá en el sitio que le corresponde.
Es decir, al basurero de las psicoterapias.

3 comentarios:

  1. Me parece que un resumen no seria pecado...O.o

    ResponderEliminar
  2. de donde salió lo de la secta y etcétera etcétera etcétera ......
    cuando hice las seis o siete sesiones no se me sugirió ningún grupo para integrar ni nada .....
    puedo entender que Hellinger no sea del agrado de los psicólogos xq utiliza métodos raros, pero no voy a negar que las sesiones me ayudaron mucho y solo constele una vez .....mm mm mm

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. además quiero agregar otra cosa en dos períodos de mi vida estuve con psicólogos a los cuales deje xq no me gustaba su proceder
      el primero no me decía nada solo yo hablaba y el segundo sugería temas para la sesión siguiente y luego me decía que no tenia tiempo.
      Cuando constele con la tercer psicóloga reencontre algunas cosas mías mías
      así que quizá habría que hablar un poco con los pacientes no?

      Eliminar